LlamarPresupuesto

Las elecciones presidenciales en Estados Unidos («US presidential elections»)

boletín lingüístico

En Estados Unidos se elige presidente cada 4 años («every four years»), en el mes de noviembre, por sufragio universal indirecto («by universal indirect suffrage»). Este año, el 8 de noviembre de 2016 («on November 8, 2016»), los estadounidenses sabrán quién será el sucesor («will succeed») de Barack Obama con un mandato de («term of office») de 4 años, renovable una sola vez. No obstante, antes del desenlace final, la carrera hacia la presidencia («the race for the presidency») conlleva un largo proceso («process»), que consta de 4 etapas principales («4 main steps»).

  • Los candidatos («candidates») se anuncian su candidatura («announce their intention to run») por cada uno de los dos principales partidos políticos («political parties») del país: el Partido Republicano («the Republican Party») y el Partido Demócrata («the Democratic Party»). A continuación, hacen campaña entre los electores y recaudan fondos («raise funds») para la siguiente fase.
  • Posteriormente, a partir del mes de enero, en cada estado se organizan elecciones primarias («primaries»), en las que se elige a los delegados («delegates»), o compromisarios, que corresponda en función de la población del estado en cuestión.
  • Durante el verano, los delegados asisten a las convenciones nacionales («national party conventions») de cada uno de los dos partidos para votar («to vote for») al candidato demócrata y al candidato republicano. Más en concreto, designan («nominate») al binomio presidencial («the presidential ticket») de cada partido, es decir al dúo formado por el candidato y su compañero de candidatura («running mate») para las funciones de presidente y vicepresidente. Se trata de un momento importante en el calendario electoral  («electoral calendar»).

Además existe la figura de los Superdelegados  («super delegates»), a quienes no se elige por votación, sino que son nombrados de oficio. Suele tratarse de líderes locales del partido («local party leaders») o figuras relevantes que han ocupado cargos electos («former elected officeholders and party officials»). Su voto puede ser decisivo cuando los resultados de las primarias son ajustados («close results»).

En el recorrido hacia la investidura, en marzo se celebra el «Super Tuesday» o Supermartes. Esta etapa clave reúne a una decena de estados que votan simultáneamente a los candidatos oficiales de cada partido.

Los «swing states», o estados indecisos, son aquellos donde históricamente no ha predominado ningún partido. Su voto es imprevisible  («unpredictable») hasta el último momento. Los candidatos concentran en ellos gran parte de su campaña.

  • Una vez elegidos los candidatos, comienza la campaña presidencial («presidential campaign») en los meses de septiembre-octubre. Se trata de un período intenso en el que los candidatos intentan convencer a su electorado («the electorate») a través de mítines, debates televisados («television debates»), videoclips, etc. Este año, el duelo mediático  («media duel») enfrenta a Hillary Clinton y Dondald Trump.

Por último, el día de las elecciones («election day») se celebra el martes siguiente al primer lunes del mes de noviembre. Los delegados votan a un candidato, según las preferencias de los ciudadanos del estado al que representan. El presidente y el vicepresidente elegidos serán los que consigan la mayoría de votos de los delegados, es decir, más de 270  («who get more than 270 electoral votes»).

El 20 de enero de 2017, el nuevo presidente (o la nueva presidenta) tomará posesión de su cargo («will take office») y prestará juramento sobre la Biblia («will take an oath on the Bible»).

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *